Galería imaginaria

Pasear con alguien o solitariamente.

Detenerse frente a un detalle mínimo pero significativo para el artista.

Ver como varia el color, de acuerdo a nuestra posición.

Ver como varía nuestro humor mismo al cambiarnos de posición.

Las obras de Gilberto Padrón son un agradable misterio cada vez que se aprecia.

error: Contenido protegido!
Ir arriba